Esta nueva solución de cómputo podría conseguir que las apps ocupen menos memoria

0
109

Lo sabemos: las apps ocupan cada vez más espacio en nuestros teléfonos móviles y no nos queda más remedio que empezar a borrar las que usamos poco o que no nos parecen imprescindibles.

Si a esto le añadimos esas apps temporales, por ejemplo, aquellas que se instalan por un evento al que asistiremos, pues encontraremos que el cuello de botella -hoy en día- de los celulares, es la capacidad de almacenamiento.

Sin embargo, los científicos están buscando soluciones a esta dificultad. La idea que se les ha ocurrido es mandar «streams» de datos y código al teléfono del usuario solamente si la app lo necesita.

Estos estarían en un servidor en la nube, de forma tal que con esta técnica nos ahorraríamos espacio en el almacenamiento del teléfono.

En contra de ello, tendríamos que usar más tiempo para conectarnos y bajar los datos y código que la app esté solicitando. No hay un ganar-ganar en cómputo.

Es como Netflix

Imagen: Pexels

«Si lo pensamos, esta idea ya es funcional en plataformas de entretenimiento como Netflix. La compañía hace «streaming» mientras usted ve la serie o película en su pantalla», dice Saurabh Bagchi, director del Centro para las las Estructuras Resilentes, Sistemas y Procesos.

«Aquí los componentes de la aplicación, por ejemplo, video o gráficas muy pesadas, o bien trayectorias de código, se hacen vía streaming instantáneamente, a pesar de los errores y la relantización, ambos son posibles en una red celular», dice el investigador.

El equipo de Bagchi mostró en un estudio como el software «AppStreamer» baja los requerimientos de almacenamiento en un 85% para las apps de juegos más populares en Android.

El software mezcla a la perfección los datos entre un app y un servidor en la nube sin detener el juego. La mayoría de los participantes del estudio no notaron ninguna diferencia en su experiencia de juego mientras la aplicación usaba AppStreamer.

Ya que AppStreamer funciona para estas apps que usan mucha memoria, podría funcionar para otras apps que usualmente toman mucho menos espacio, indica Bagchi.

También permite a la app descargarse más rápido al teléfono. Los investigadores presentaron sus resultados en una Conferencia Internacional de Sistemas Inalámbricos Embebidos y Redes, en Lyon, Francia, en febrero pasado, antes de que se generalizaran las medidas restrictivas por la pandemia del COVID-19.

Este estudio fue uno de los 3 más importantes de estas conferencia.

Los programas que actúan como AppStreamer se denominan «middleware», pues se localizan entre la app en el dispositivo y el sistema operativo. El middleware automáticamente predice cuando debe ir por datos que se encuentran en el servidor en la nube.

Los Laboratorios de Investigación de AT&T son los que dieron acceso de datos a las redes de celulares para este estudio, para así ayudar a evaluar qué ancho de banda podría usar AppStreamer y cuánta energía consumiría.

Para cuando llegue la 5G

AppStreamer podría ser una estupenda herramienta de middleware para cuando llegue la conectividad 5G, que acelerará la comunicación en las redes de celulares de manera que descargar películas completas podría hacerse en segundos.

Por ende, manejar grandes volúmenes de datos sería mucho más rápido que usando la red actual, la 4G, la cual es la conexión de facto hoy día.

Usar AppStreamer en una red 5G significaría bajar la app instantáneamente, correr más rápido y ocupar muy poco espacio en el teléfono.

Cabe mencionar una posibilidad extra para AppStreamer, que sería la de usar «computación al límite» (edge computing), la cual guarda y manda datos desde servidores al límite.

Estos servidores, se localizan en puntos como las torres de celulares, de manera que muchas veces estarían más cerca del teléfono objetivo que un servidor en la nube.

Una distancia más corta reduciría aún más el tiempo de descarga. De acuerdo a Bagchi, la computación al límite es mucho más confiable.

Los investigadores piensan que AppStreamer podría ser bueno no solamente para los teléfonos, sino que podría usarse en los coches autónomos que podrían responder con más certeza y seguridad considerando que muchas veces se tienen tiempos de reacción de milisegundos.

Eventualmente la conexión 5G podría ser útil también en este tipo de aplicaciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here