Irán restringe acceso a redes sociales para controlar protestas

Teherán. Irán restringió hoy temporalmente el acceso a las redes sociales Telegram (aplicación de mensajería) e Instagram (plataforma de publicación de fotografías), tras tres días de manifestaciones contra el gobierno en el país, que han dejado al menos dos muertos, informó la televisión estatal.

“Los dirigentes encargados de la seguridad (el Consejo Supremo de Seguridad Nacional) decidieron bloquear provisionalmente Telegram e Instagram con el fin de mantener la paz y la seguridad de los ciudadanos.

El gobierno iraní acusa a grupos “contrarrevolucionarios” establecidos en el extranjero de recurrir a las redes sociales, especialmente Telegram, para llamar a la gente a manifestarse y utilizar cócteles molotov y armas de fuego.

“Si los contrarrevolucionarios quieren usar estas redes sociales para crear disturbios, naturalmente el Consejo Supremo de Seguridad Nacional tomará acciones”, advirtió el ministro iraní de Telecomunicaciones, Mohammad Javad Azari, quien la víspera había acusado a Telegram de alentar un “levantamiento armado”.

El jefe ejecutivo de Telegram, Pavel Durov, reconoció que el servicio no está disponible para los iranies y que su bloqueo es la respuesta del gobierno a la decisión de la compañía de negarse a dar de baja los “canales de las protestas pacíficas”.

Telegram es muy usada en Irán y en otros lugares del mundo pues es un medio de comunicación más seguro que Whatsapp gracias a su sistema de encriptación de mensajes.

Las manifestaciones en Irán, que comenzaron el jueves pasado en protesta por la situación económica y la inflación, parecen ser las más grandes en la república desde las protestas que siguieron a las disputadas elecciones presidenciales de 2009, calificadas por la oposición como fraudulentas.

La Guardia Revolucionaria de Irán advirtió este domingo a los manifestantes que enfrentarán el “puño de hierro” si continúan los disturbios políticos.

En las manifestaciones, que comenzaron en la ciudad de Mashad y se extendieron por las ciudades de Neyshabur, Kamshmar, Shahrud, Kermanshah, Rasht, Orumie e Isfahan, se corearon consignas “Muerte al dictador” y “Muerte a Rohaní”.

Varias ciudades de Irán han sido escenario de protestas desde el jueves pasado por la actual situación económica y la inflación, aunque las autoridades atribuyen la organización de estas manifestaciones a grupos opositores que tratan de desestabilizar al gobierno del presidente Hasán Rohaní.

Fuentes del gobierno iraní responsabilizaron a “agentes extranjeros” y “grupos takfiri”, término designado para describir a grupos sunitas contrarios al dominio chiita en el país, de la muerte de los dos manifestantes durante una protesta antigubernamental en la ciudad de Dorud, oeste del país.

El presidente iraní Hassan se dirigirá esta noche a la nación en un discurso televisado, en el cuarto día de protestas en todo el país, dijo la agencia semioficial de noticias ISNA.

La Premio Nobel de la Paz 2003, la iraní Shirin Ebadi, consideró este domingo que las manifestaciones en su país son solo “el principio de un gran movimiento” que podría llegar a ser más amplio que el de 2009.

“Creo que las manifestaciones no van a terminar enseguida. Me parece que vemos el principio de un gran movimiento de protesta que puede ir mucho más allá que la ola verde de 2009. No me extrañaría que se convirtieran en algo más grande”, dijo Ebadi en una entrevista al diario italiano La Repubblica.

NTX

Vía El Arsenal

Share this post

No comments

Add yours